abr 12

Cárcel contra las protestas ciudadanas

El Gobierno de Rajoy quiere blindar las calles, endurecer las leyes, encarcelar a los revoltosos y criminalizar a los que protesten. Nadie defiende –al menos yo no lo hago– las algaradas violentas. No debería ser necesario endurecer la legislación para castigar a esos pocos que las protagonizan, sean forofos del fútbol o antisistemas. Son delitos que ya están penados. Pero los planes del Gobierno utilizan los anecdóticos actos vandálicos como coartada para poner sordina al legítimo cabreo de la ciudadanía. Convertir protestas pacíficas en atentados contra la autoridad castigados con cárcel es una vulneración de los derechos civiles, un grave abuso que debería hacer saltar las alarmas entre aquellos que dicen defender la Carta Magna.

De entre todos los porrazos al Código Penal que ayer anunció el Ejecutivo destacan dos disparates. El primero, que la resistencia pasiva sea considerada como un atentado a la autoridad castigado con la cárcel. Reducido al oxímoron, atentado pasivo: dícese del ejercicio pacífico del derecho constitucional a la reunión y a la manifestación sin esperar a la bendición del delegado del Gobierno –algo a lo que la legislación no obliga–.

El segundo disparate: que la simple convocatoria por Internet vaya a estar penada por cárcel y se convierta en un delito de “integración en organización criminal”. En la práctica, convierte en un delito la difusión por la red de cualquier manifestación que no esté previamente autorizada. ¿Da igual que la convocatoria sea pacífica? Si alguien difunde la manifestación y después un vándalo hace el idiota, ¿la cárcel es para ambos?

Es obvio que el Gobierno no está esperando a cambiar la ley para aplicar la política de mano dura, que forma parte de una estrategia muy estudiada contra el 15-M y otros movimientos de protesta. Las reformas que prepara el Gobierno coinciden de pleno con las instrucciones que ya está siguiendo la Fiscalía General del Estado. Tras la huelga general, los fiscales pidieron prisión provisional contra el actor Willy Toledo y contra dos manifestantes de Barcelona. Toledo cayó en manos de un juez sensato y quedó libre, ni siquiera había pruebas ni indicios sólidos. Los dos detenidos de Barcelona están acusados de actos vandálicos pero aún no han sido juzgados. Sin embargo, ya están en la cárcel (y Jaume Matas, en la calle).

112 comentarios en “Cárcel contra las protestas ciudadanas”

Páginas: « 1 [2]

  1. #101 ana dice:

    Lagrade dijo eso en público, delante de todas las ttvvs del mundo, ante todos los corresponsales de prensa. ¿no es infinitamente más agresivo su método que las redes sociales?

  2. #102 CITIZEN dice:

    HERENCIA RECIBIDA: Cada día estoy más sorprendido cuando compruebo la puntualidad con que reaccionan los “mercados y sus bolsas” para estar informados DIARIAMENTE sobre la economía de un país y los peperos tuvieron que esperar a tomar posesión del poder para conocer nuestras finanzas, porque hasta entonces solo las conocían para PROMETER lo que jamás cumplieron. ¿Alguien ha oído alguna vez a Obama hablar mal de Bush, a Cameron de Blair o Brown, a Sarkozy de Mitterrand, a Monti de Berlusconi (y vaya pájaro), etc. ¿ Por qué a nuestros estadistas peperos (Aznar y Rajoy con sus adláteres) les priva tanto hacerlo, olvidando de su dudoso patriotismo?
    .
    CRISIS FINANCIERA: Resulta bastante cansino seguir oyendo lo de “ESTO NOS PASA POR VIVIR POR ENCIMA DE NUESTRAS POSIBILIDADES” y aquello de “NO PODEMOS PAGAR MÁS DE LO QUE TENEMOS O INGRESAMOS”. Pero cuándo nos van a decir POR QUÉ NO INGRESAMOS MÁS AHORA, ¿no será porque no producimos ni consumimos como antes? Pues ¿qué tenemos que hacer sino reactivar la producción y el consumo? ¿Y quién nos tiene que facilitar el crédito para ello?, pues los BANCOS como hasta hace muy poquito. ¿Y si no quieren? PUES SE NACIONALIZAN (como en USA y el R. Unido), o se crea una banca pública para hacerle la competencia. Actualmente existen en la UE más de 20 países en RECESIÓN, y sin la “incompetencia de Zapatero”, sino con la de otros muchos como Rajoy y su “política como su dios manda”.
    .
    José María Carrascal nos informa: “Los mercados acusan, no las reformas de Rajoy, sino la actitud de los rivales de Rajoy, a saber, Rubalcaba, Méndez y Toxo”. ME NIEGO HA REITERAR LA OPINIÓN QUE ME MERECE LA DERECHA MÁS CERRIL. Miedo me da pensar cuando entren a saco estos hipócritas en RTVE. Dávila en La Gaceta: una televisión que bate récords de sectarismo.
    .
    SALUD Y REPÚBLICA.

  3. #103 ana dice:

    Poema Cuando Pitos Flautas
    de Luis de Gongora

    Da bienes Fortuna
    que no están escritos:
    cuando pitos flautas,
    cuando flautas pitos.

    ¡Cuán diversas sendas
    Se suelen seguir
    En el repartir
    Honras y haciendas!
    A unos da encomiendas,
    A otros sambenitos.
    Cuando pitos flautas,
    cuando flautas pitos.

    A veces despoja
    De choza y apero
    Al mayor cabrero,
    Y a quien se le antoja;
    La cabra más coja
    Pare dos cabritos.
    Cuando pitos flautas,
    cuando flautas pitos.

    Porque en una aldea
    Un pobre mancebo
    Hurtó sólo un huevo,
    Al sol bambolea,
    Y otro se pasea
    Con cien mil delitos.
    Cuando pitos flautas,
    cuando flautas pitos.

  4. #104 acrobata dice:

    Si te paras a pensarlo detenidamente desde la perspectiva de esas cabezas privilegiadas que nos gobiernan hasta puede ser efectivo para relanzar la construcción…La de cárceles que van a ser necesarias a este paso con tanta ley restrictiva. En fin, todos los días aprende uno algo nuevo, hoy el original modo del Gobierno de sacarnos de la crisis a través de la porra (otro sector que seguro va a dar trabajo),los cerrajeros y por supuesto el ya mencionado de la construcción.

  5. #105 Horkheimer: paradojas de la libertad « Aula de Filosofía de Eugenio Sánchez Bravo dice:

    [...] En cualquier caso, recuerda que Horkheimer se niega a aceptar la revolución violenta para cambiar el “letargo político de las democracias occidentales” porque piensa que tal revolución supondría una recaída en el fascismo. Afirma que el único remedio es esforzarse en desarrollar no se sabe bien cómo la autonomía individual. Ahora bien, ¿qué pensaría el fundador de la Escuela de Frankfurt de esas nuevas medidas del Gobierno para endurecer el Código Penal de modo que la resistencia pasiva equivalga a un atentado a la autoridad o la convocatoria espontánea de una protesta a integración en banda armada? Ignacio Escolar lo explica muy bien en esta entrada. [...]

  6. #106 Retrodemocracia dice:

    [...] malo para la salud. Os recomiendo su lectura. Coincido también plenamente con los comentarios de Ignacio Escolar, los cuales debo recomendar leer detenidamente. ¿Si uno roba y defrauda ahora se le concede una [...]

  7. #107 Una ley para reprimir las protestas « dice:

    [...] esta recogida de firmas. Mientras aún haya tiempo, antes de que se consume, dice por ejemplo el periodista Nacho Escolar, quién, como yo, condena las algaradas violentas, manifestando que no dejan de ser anecdóticas, cuando no, lo son los muertos y heridos por la [...]

  8. #108 David López dice:

    Lo estaba esperando. Hay un problema con meter en el mismo saco a quienes no son violentos y quienes sí lo son…
    ¡Quiero que detengan a todo aquel que lleve una de esas máscaras!

    Con los que nos había costado librarnos de ETA, a prepararse para que gracias a este tipo de medidas dentro de cuatro días empiecen a surgir grupos terroristas.

  9. #109 » Una ley para reprimir las protestas Red Convergencia Social dice:

    [...] recogida de firmas. Mientras aún haya tiempo, antes de que se consume, dice por ejemplo el periodista Nacho Escolar, quién, como yo, condena las algaradas violentas, manifestando que no dejan de ser anecdóticas, cuando no, lo son los muertos y heridos por la [...]

  10. #110 Quid custodia custodes « La mirada del mendigo dice:

    [...] me encuentro en el ejército yo, que me negué a hacer la mili. Una sociedad militarizada en la que la disidencia y las protestas son severamente castigadas, para mantener el orden maquinal, prietas las filas, contra los enemigos del [...]

  11. #111 Una ley para reprimir las protestas | ATTAC Andalucia – Justicia Económica Global dice:

    [...] recogida de firmas. Mientras aún haya tiempo, antes de que se consume, dice por ejemplo el periodista Nacho Escolar, quién, como yo, condena las algaradas violentas, manifestando que no dejan de ser anecdóticas, cuando no, lo son los muertos y heridos por la [...]

  12. #112 Cárcel contra las protestas ciudadanas | ASSEMBLEA VINARÒS dice:

    [...] FUENTE [...]

Páginas: « 1 [2]

Deja tu comentario



Cialis for sale